¿Necesito suplementar a mi perro? parte 1

MVZ Esp. Fausto Reyes Delgado

Hospital Veterinario UNAM-Banfield

servicioalcliente@banfiel.net

www.banfield.com.mx

Facebook, Instagram, Twitter, Youtube. BanfieldMexico

EN CONSULTA SON FRECUENTES LAS PREGUNTAS SOBRE LA NECESIDAD DE ADICIONAR SUPLEMENTOS EN LA COMIDA DE NUESTRAS MASCOTAS Y ASÍ EVITAR CARENCIAS NUTRICIONALES.


Antes de hablar del posible uso de los suplementos, es importante considerar el tipo de alimentación que estamos proporcionando a nuestros animales de compañía. La mayor ventaja de suministrar un alimento adecuado, conocidos como Premium o Súper Premium, es que los concentrados (croquetas) se encuentran balaceados con respecto a los nutrimentos primarios que requieren nuestros perros, como son proteínas, grasas y carbohidratos, y contienen las cantidades necesarias de otros elementos importantes, como minerales, vitaminas, aminoácidos, etc. según lo recomendado por el NRC (Consejo Nacional de Investigación, por sus siglas en inglés), entidad encargada de establecer los requerimientos nutricionales de los animales domésticos. Tomando en consideración lo anterior, cuando se ofrece el alimento adecuado, no debería ser necesario proporcionar un suplemento nutricional a la dieta de nuestros ejemplares; el problema radica en que no todos nuestros amigos son alimentados con ese tipo de producto, sino con croquetas de baja calidad, comida casera (cruda o cocida), o desperdicios, dietas carentes de nutrientes que podrían requerir de suplementos.

¿EN QUÉ CONDICIONES SE NECESITA SUPLEMENTAR?

Vitaminas. Los suplementos más empleados son los que contienen vitaminas, ya sea de forma individual o múltiple (multivitamínicos). Lo primero a considerar es que las vitaminas no son nutrientes y son importantes para la realización de ciertas actividades a nivel celular del organismo. Sin embargo, es tan malo que se tenga una deficiencia de éstas, como tener un exceso de ellas (hipo e hipervitaminosis), por lo que de ser necesaria su administración, deberá ser bajo la supervisión del Médico Veterinario, y en condiciones muy específicas.

Las vitaminas se dividen en dos grandes grupos: las liposolubles como la A, D, E y K; y las hidrosolubles donde encontramos, entre otras, a las vitaminas del complejo B y la vitamina C. Una gran ventaja es que la gran mayoría de los alimentos balanceados contienen estas vitaminas en proporciones adecuadas, no como los alimentos de baja calidad.

El uso de estas vitaminas como suplemento generalmente se indican cuando los animales de compañía presentan problemas de piel (vitaminas Ay E), o en el caso de lesiones neuronales o nerviosas (vitamina E, usada como antioxidante). La vitamina K es empleada para favorecer la coagulación de la sangre y sólo puede ser ingerida por nuestros compañeros mediante la alimentación; de forma normal esta vitamina se acumula en el hígado, por lo que sólo podrá indicarse en casos severos de deficiencia de la vitamina.

Por su parte, las vitaminas del complejo B tienen funciones diversas en el sistema nervioso, ayudan a la formación de glóbulos rojos y se consideran promotoras del apetito (orexigénicas). Los alimentos procesados adecuados poseen un balance exacto de estas vitaminas.

Le invitamos a visitar nuestra nueva Tienda en Línea.  En ella podrá comprar de forma rápida y segura el alimento que su mascota necesita, recibiéndolo a las puertas de su hogar. Para acceder, de click aquí store.banfield.com.mx

Compartir esta publicación

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Comience a escribir y presione Enter para buscar

Carrito de compras

No hay productos en el carrito.